sábado, 10 de marzo de 2012

Tacna por diez días (I)




Después de treinta horas de viaje, Santiago-Arica, y una vez cruzada la frontera, estoy de vuelta en Tacna. Mi Tacna querida. Mi hermana Olinda, muy cariñosa y atenta, me recibe en casa con un gran abrazo y un “Ají de Gallina” sobre la mesa. A las pocas horas llega mi hermano Willy con Beto, su hijo menor, y me invitan a dar un pequeño paseo, no exactamente por el centro de la ciudad, sino a cumplir una faena de trabajo. Dado que es una invitación, la acepto con gusto. Con estas pequeñas pero significantes cosas, por fin, siento esa alegría que muchas veces llamamos “calor de familia”.

Al día siguiente, no puedo empezar el día de otra forma que tomar mi bicicleta y dar un paseo por la ciudad. Recorrer su larga avenida Bolognesi, ver sus altas palmeras datileras con sus sueltas hojas, pasear por la alameda, identificar poco a poco algunos lugares (la casa embrujada, la universidad Jorge Basadre, la parroquia Espíritu Santo, etc.), escuchar el sonido estruendoso de los viejos microbuses, entre otras cosas, ya me hacen sentir a Tacna.

Sigo mi paseo y veo que la ciudad está mejor señalizada (al menos en el centro de la ciudad), hay semáforos peatonales, en sí, Tacna, esta mañana, luce hermosa y fresca. Me siento plenamente complacido pasear en bicicleta y notar que casi no ha cambiado nada (salvo los nuevos semáforos).

Al entrar a la calle Arica, rumbo a la universidad Jorge Basadre, veo a uno de mis vecinos de mi barrio, estoy a punto de saludarlo, pero desisto, ya que, por un lado, imagino que a estas horas de la mañana (7:50 a.m.) él está camino a su trabajo y, por otro lado, yo no tengo muchas ganas de conversar, prefiero solo contemplar la ciudad en bicicleta.  

2 comentarios:

Chuchu del Ocho dijo...

a que casa embrujada se referia, donde queda y cual es su historia? me gustaria saber

Alex Choquemamani dijo...

Esa casa esta en la avenida Bolognesi, a la altura de la avenida Pinto. En cuanto a su historia, la desconozco. Es usual, previo a las fiestas de halloween, ver en la tv uno que otro reportaje. Saludos.